Turismo en París

Turismo en París, guía práctica

Publicado el 25 de febrero de 2015 por claudia



BUSCAR HOTELES

Destino

Fecha de Entrada

calendar

Fecha de Salida

calendar

paris

París es la ciudad más visitada de Europa y una de las más bellas del mundo. Identificada como la ciudad más romántica, cada año es visitada por miles de enamorados que encuentran en sus calles, plazas, cafés, un escenario idílico para el amor. Inolvidable y carismática, la Ciudad Luz tiene infinidad de lugares encantadores para conocer que harán del turismo en París una de las mejores experiencias de tu vida.

Las calles, monumentos, plazas y edificios, te descubrirán la razón de su merecida fama. Con algunos de los mejores museos del mundo, una inmejorable oferta de ocio y su legendaria vida nocturna, París te atrapará desde el primer momento. Los icónicos monumentos, el arte, la arquitectura, la música, la moda y la literatura, atraen a viajeros de todas partes del mundo, porque París tiene algo para ofrecer a cada uno.

Aunque lo ideal es recorrerla toda, una visita de turismo en París no te permitirá conocer los innumerables atractivos de la ciudad, pero hay algunos lugares que resultan imprescindibles durante tu viaje.

1. Torre Eiffel

torre eiffel paris

Construida en 1889 como un monumento transitorio para la Exposición Universal de París, la Torre Eiffel se ha convertido en el mayor ícono de París y en el monumento más visitado del mundo, con más de 7.000.000 de visitas anuales.

Visitar la torre es una cita obligada para todo viajero y la panorámica que se obtiene desde su mirador, permiten contemplar toda la ciudad y las zonas aledañas, gracias a las reglamentaciones urbanísticas de París que ofrecen un horizonte despojado de edificios de altura.

La torre tiene una altura de 324 metros y cuenta con tiendas y restaurantes en su interior. El acceso se realiza por ascensor, aunque para las dos primeras plantas se pueden utilizar las escaleras, que tienen un coste algo menor. Como podrás imaginar, las filas para subir a la torre pueden ser muy largas, por lo que te recomendamos llegar temprano o realizar tu visita durante la temporada baja, cuando el turismo es menor. También puedes ahorrarte esperas si compras las entradas por anticipado en la web oficial.

2. Bulevar de los Campos Elíseos

bulevar campos eliseos paris

Esta avenida que se extiende entre la Plaza de la Concordia y el Arco del Triunfo es uno de los bulevares más hermosos del mundo. Es también la zona de compras más exclusiva y cara del mundo, donde se afincan las principales marcas de la moda, Cartier, Dior, Chanel, Hugo Boss, Louis Vuitton, entre otras. Recorrer sus casi dos kilómetros de largo es uno de los paseos más encantadores que puedes realizar en esta bellísima ciudad.

3. Arco del Triunfo de Carrusel

arco del triunfo del carrusel paris

Ubicado entre el Museo del Louvre y el Jardín de las Tullerías, el Arco del Triunfo de Carrusel fue encargado por Napoleón para conmemorar sus victorias militares. Erigido entre 1806 y 1808, el monumento sigue el modelo del Arco de Constantino en Roma y es uno de los monumentos más visitados de la ciudad.

4. Museo del Louvre

museo del louvre paris

Precedente de los grandes museos, el Louvre fue inaugurado en 1793, iniciando el traspaso de las colecciones privadas de los poderosos al patrimonio público para que puedan ser disfrutadas por todos. Este museo ubicado en el antiguo Palacio Real del Louvre y alberga una de las mayores colecciones de arte, anteriores al impresionismo.

Su valiosísimo patrimonio incluye algunas de las mayores obras maestras del arte, como La Gioconda de Leonardo da Vinci, siendo el museo de arte que más visitas recibe en el mundo.

5. Catedral de Notre Dame

notre dame paris

Construida entre 1163 y 1345, la catedral es uno de los mayores exponentes del arte gótico. Fue erigida sobre la isla de la Cité en el río Sena, junto al Jardín de Tullerías. A lo largo de la historia, la catedral ha sufrido numerosas modificaciones y servido de escenario a diversos acontecimientos, incluida la coronación de Napoleón Bonaparte en 1804.

Entre 1844 y 1867, Notre Dame sufrió una importante restauración, donde se añadieron el rosetón sur, elementos de las capillas y altares, estatuas de los reyes y las icónicas gárgolas que constituyen una de las vistas más tradicionales de la catedral, que despiertan la imaginación con su aspecto fantasmagórico. No puedes perderte la atmósfera espiritual de la nave central cuando la luz penetra por los vitrales y tampoco las vistas panorámicas del Sena desde las torres.

Temas: Europa, Francia, Paris

Aún no hay comentarios, se el primero!

Dejar un nuevo comentario